Llega la 57º edición de la Fiesta de los Txikiteros

La 57º edición de la Fiesta de los Txikiteros se celebrará entre el 1 y el 10 de octubre con un sinfín de actividades que tienen como objetivo mantener el espíritu original  con el que fue creada la fiesta: reivindicar la costumbre del txikiteo como forma de relación cívica. Este año, la fiesta ha tenido que ser adaptado debido a la situación sanitaria actual.

El colectivo organizador, Txikitero Artean, va a integrar diferentes iniciativas en su programa sobre el modo de relación social. Pero ha decidido cancelar las celebraciones del día 11, el día de la Virgen de Begoña, con la intención de evitar aglomeraciones. Por ese motivo, hace un llamamiento a la ciudadanía para celebrar esta jornada festiva desde casa y cantar la Salve a la Amatxu, tradición que se lleva haciendo desde el inicio de la fiesta frente a la hornacina de la Virgen del Palacio Yohn-Edificio La Bolsa del Casco Viejo.

Esta mañana los responsables que integran Txikietero Artean han ofrecido una rueda de prensa en dicho edificio para presentar el programa de actos que se celebrarán por el Casco Viejo y San Francisco-Bilbao La Vieja. Esta edición la Fiesta de los Txikiteros contará con rutas gastronómicas, exhibiciones, concursos conciertos y otras iniciativas que se podrán realizar a través de Internet y de las redes sociales debido a la suspensión de las celebraciones del día 11.

A CELEBRAR SE HA DICHO

Desde ayer y hasta el próximo día 23 de octubre se llevarán a cabo la ruta, el sorteo y el concurso de Huevos de Txikitero, un certamen gastronómico en el que participan 36 establecimientos hosteleros del casco Viejo, San Francisco y Bilbao La Vieja. Aunque hoy en día el huevo es una excusa para elaborar «un pintxo de calidad y sabroso» todo el que se acerque a los establecimientos participantes podrá rellenar un boleto y participar en un sorteo de bonos de compra y 20 experiencias enogastronómicas con visita y cata a algunas bodegas de la Denominación de Origen Bizkaiko Txakolina.

Aunque esta edición no contará con los habituales coros por las calles del Casco Viejo, Txikitero Artean anima a la ciudadanía, agrupaciones, coros y cuadrillas de amigos a cantar por las calles y disfrutar de las bilbainadas junto con otras canciones típicas; pero manteniendo siempre las medias de seguridad.

Pero el COVID no ha frenado a Txikitero Artean y han decorado con una ornamentación floral en honor a la Virgen el enclave en torno al Edifico La Bolsa y las Calles Pelota, Perro y Santa María.

Los tradicionales premios «Txikito de honor», que se celebran el 8 de octubre, se mantienen. Este galardón reconoce la labor y contribución de personas y colectivos en la promoción de Bilbao y del txikiteo. En esta ocasión el premio individual será otorgado a Ivan Allué, más conocido como Txistuman, el músico que durante la cuarentena entretuvo a muchos de sus vecinos cada tarde desde su balcón en el barrio de San Ignacio con recitales de canciones conocidas tocadas con la alboka, la dultzaina o incluso la gaita escocesa.

El premio colectivo, en cambio, será para el Consejo de Farmacéuticos del País Vasco, una entidad comprometida con Bilbao, Bizkaia y Euskadi y los ciudadanos mediante su labor de día a día, y especialmente durante la pandemia y la nueva normalidad.

Pero esta edición de la Fiesta de los Txikiteros está cargada de novedades como Txikitero Txapela, un concurso de fotografía que se realizará a través de redes sociales, que consta en sacarse una foto y colgarla en las redes sociales con una prenda tradicional entre los txikiteros; que no es otra que la txapela. Una vez que la foto esté tomada hay que colgarlo en las redes sociales utilizando cualquiera de los siguientes hashtags: #txapelachallenge, #txikiterotxapela o #Contxapela. También hay que etiquetar a los amigos para invitarlos a participar en el concurso y citar la cuenta de @txikiteroartean. Los premios del concurso van desde txapelas de colores, pasando por vasos de txikitero y bonos de compra de 50 euros.

Durante los 10 días que dura la Fiesta de los Txikiteros se abrirá la hucha txikitera, la cual está ubicada bajo una hornacina de la Amatxu en el único punto del Casco Viejo; en la esquina de las calles Santa María y Pelota. El dinero recaudado se destinará como cada año a obras sociales. Según ha informado Marino Montero, gerente de la Asociación de Comerciantes y Empresas de San Francisdo, Bilbao La Vieja y Zabala, la recaudación del año pasado fueron 4.600€; este año debido a la pandemia no se ha llegado a recaudar ni la mitad pero esperan poder recuperarse.

Los días posteriores a la Fiesta de los Txikiteros se han organizado otras actividades: el día 11, el día de la Amatxu, el Café Lago de la Calle Correo invitará a desayunar a todas las Begoña; el 16 de octubre habrá un concierto de la escuela de Acordeones Loroño en la Iglesia de la Encarnación y por último, el día 21 habrá un show cooking, una demostración culinaria en torno al huevo que se le celebrará en la Escuela del Mercado de La Ribera.