Bizkaia, sede del pádel europeo en octubre

Bizkaia acogerá entre el 4 y el 9 de octubre el Campeonato de Europa de Pádel, organizado por la Federation of European Padel (FEPA) en colaboración con la Federación Vasca de Pádel (FVP-EPF), en el que tomarán parte representantes de 14 países y convertirá a Bilbao y Bizkaia en la capital del pádel europeo durante esos días. Euskadi contará con una selección propia en el torneo.

Un total de siete clubes repartidos por otras tantas localidades de Bizkaia colaborarán con el torneo, que finalizará en el Frontón Bizkaia, donde se jugarán las semifinales y finales. El torneo, que cuenta con el apoyo del Gobierno Vasco, la Diputación de Bizkaia y el Ayuntamiento de Bilbao, supondrá asimismo un excelente escaparate para el conjunto de Bizkaia como sede de un evento deportivo internacional. Se estima que atraerá alrededor de 500 personas de toda Europa, entre jugadores, técnicos, y acompañantes. Como uno de los primeros eventos deportivos significativos que se celebra en Bizkaia tras la pandemia, el torneo representará también un impulso para sectores como la hostelería y el turismo en general.

En total el torneo contará con más de 300 partidos de pádel en los que competirán 14 selecciones europeas masculinas y 9 femeninas; se celebrará asimismo el Campeonato Europeo de Parejas, con 60 parejas masculinas y 36 femeninas.

Jorge Peñín, presidente de la Federación Vasca de Pádel, señala que se trata de “un evento deportivo que representa, en primer lugar, una excelente plataforma para que nuestros jugadores se midan con los mejores del continente”.

El presidente de la FVP estima que el torneo supondrá al mismo tiempo “una magnífica oportunidad para impulsar desde Bilbao la difusión internacional del pádel, que está experimentando ya un auge imparable en Europa”.

Por su parte, Alfredo Ruiz de Azúa, presidente de la Federación Bizkaina de Pádel, señaló que el torneo es también un premio al carácter pionero de Euskadi y Bizkaia en el mundo del pádel; pues la Federación Bizkaina, de la mano del empresario y promotor Julio Alegría, fue la primera federación de pádel reconocida oficialmente, y desde ella Julio Alegría impulsó también las primeras instituciones internacionales en este deporte.