El último cuarto de Liga

Los resultados anteriores al parón por la selección han sido claramente decepcionantes para unos aficionados que mostraron su descontento con una pañolada. Lo peor no sólo fue que los rojiblancos fueran eliminados por el Olympique de Marsella, sino la manera de hacerlo, sin ninguna opción para un Athletic sin juego. Lo de Barcelona no acabó en escabechina porque Ernesto Valverde es un señor y tiene muchos amigos en el Athletic. La goleada en el primer tiempo pudo ser de escándalo si no lo impiden los postes y Kepa, un gran portero que responde a las expectativas y a la apuesta hecha. También contribuyó a parar la sangría la reflexión en el descanso y los cambios que devolvieron al equipo un equilibrio en su alineación. Cuco Ziganda tuvo que rectificar de nuevo su planteamiento conservador que tantos quebraderos de cabeza han dado a él y a todos los demás.

Equilibrar el equipo

Dejar en el banquillo en partidos de alto nivel a Aduriz y Williams es un lujo que no se puede permitir el Athletic, a pesar de la edad de uno y de la poca capacidad resolutiva del segundo. También es cierto que se venía de la eliminatoria tres días antes contra el Olympique y que hay que rotar. La alineación en su lugar de Lekue y Sabin Merino para defender desde arriba, fue una declaración de intenciones. Messi y los suyos se recrearon ante un grupo descolocado, con agujeros entre sus líneas y la poca intensidad. Beñat, que sí salió, estaba con la lengua fuera, por ejemplo. El parón viene más que bien al Athletic para resetearse y afrontar el último cuarto de Liga con fuerzas y lesionados recuperados. Aunque huele a final de ciclo y a cambio de entrenador en unos meses, estos últimos partidos pueden ser propicios para preparar la próxima temporada y mejorar algo la imagen del equipo y su juego.

Cinco partidos asequibles en San Mamés

Se puede decir que un Athletic que haya recuperado “sus señas de identidad” está más que capacitado para ganar los últimos cinco encuentros en la catedral. Celta, Deportivo, Levante, Betis y Espanyol podrían ser victimas de unos leones que recuperen la confianza en sus fuerzas. Sin las limitaciones propias de la participación en varias competiciones, una vez eliminados también también de la Europa League, una plantilla más descansada tendrá mayores posibilidades de imponerse a unos equipos en teoría inferiores, por historia y presupuesto. Es también una oportunidad de ofrecer a la desencantada afición unos partidos mejor jugados y, sobre todo, con resultados positivos.

 

09/04 Villareal – Athletic (21:00h) J 31

14/04 Athletic – Deportivo (20:45h) J 32

18/04 Real Madrid – Athletic (21:30h) J 33

23/04 Athletic – Levante (21:00h) J 34

29/04 Real Sociedad – Athletic (*) J 35

Facebooktwittergoogle_plusredditpinterestlinkedinmail

Uso de cookies

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies